miércoles, 3 de junio de 2009

Fuerza y debilidad

Esta mañana estaba leyendo en el libro de Hechos 1 y éste pensamiento de fuerza y debilidad cruzó mi mente.

Lo que Él ha prometido: “pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo y me seréis testigos...” (Hch 1:8)

Cómo me siento: débil, incapaz, con temor...

Lo que Él ha prometido: “Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad”. (2ª Cor 12:9)

El resultado: “... porque cuando soy débil, entonces soy fuerte” (2ª Cor 12:10)

9 comentarios:

Isa dijo...

Me siento confortada con tu post mi querida Eva. A mi me sucede lo mismo que a ti. El Señor siempre saca lo mejor de nosotros ¡eso es lo increíble!
Besos.

Vega dijo...

"Estimulándoos unos a otros"...Ese versículo de Hebreos, lo has puesto en práctica en tu post. Una reflexión alentadora que deberiamos tener siempre presente y que a veces se nos olvida. "Todo lo puedo en Cristo que me fortalece."
Un abrazo y bendiciones.

Anónimo dijo...

"Dios utiliza nuestros defectos para llevar a cabo sus propósitos"

Keila dijo...

Amén.

Triple dijo...

Siempre lo más sencillo es lo mejor.

elim-el oasis de Eva dijo...

Nuestro Dios es Increíble, Isa.

elim-el oasis de Eva dijo...

Vega, ¡Cuánto ánimo nos ha traído el versículo que mencionas!

elim-el oasis de Eva dijo...

Anónimo, "Dios nos utiliza para llevar a cabo sus propósitos..." formamos parte de su Plan y eso es maravilloso.

elim-el oasis de Eva dijo...

Keila, Triple: de acuerdo.