jueves, 23 de abril de 2009

Día 4: “Creados para vivir por siempre”

Como ya os comenté, una vez al mes en la reunión femenina de la iglesia comentamos un capitulo del libro “Una vida con propósito” de Rick Warren. Ayer nos tocaba meditar en el cap. 4 que lleva el título que puse en el encabezamiento.
Algunas de las frases que subrayé (fueron muchas más...):
“Estarás mucho más tiempo al otro lado de la muerte, en la eternidad, que aquí”
“Tus valores cambian cuando vives a la luz de la eternidad. Haces uso de tu dinero y de tu tiempo de una forma más sabia”.
“Quizás pienses que sea morboso pensar en la muerte, pero en realidad es contraproducente vivir negándola y no considerar lo que es inevitable... Debes pensar más en la eternidad, no menos”
Y la pregunta final que hacía: “Ya que fui creado para vivir para siempre, ¿qué debería dejar de hacer, y qué debería comenzar a hacer hoy?”

La persona que dirigía el estudio nos preguntó que cuándo pensamos en la Eternidad, algunas de las respuestas fueron que cuando se pasa por alguna enfermedad o ante la pérdida de un ser querido... Todas las presentes coincidimos en que nos es difícil pensar en cómo será la Eternidad, algunas mencionaron el texto de Apocalipsis, donde dice que allí ya no habría lágrimas, dolor... (quien lo citó tiene problemas de salud crónicos).
Fue un tiempo hermoso el que pasamos pensando en este tema, los cristianos tenemos una esperanza preciosa de que con la muerte no se acaba todo, es solo el comienzo de una nueva vida... pero es aquí y ahora cuando tenemos que aceptar la salvación que Dios nos ofrece, acercándonos a Él con fe.

8 comentarios:

Triple dijo...

En lo personal, me cuesta mucho pensar en la eternidad, me frustra un poco: mi mente terrenal es tan limitada que no puedo imaginar un lugar más hermoso que las hermosas bendiciones que Dios me ha dado aquí en la Tierra. Ahí es donde debe entrar y mi fe: sí Señor, sé que estando a tu lado todo será mucho más bello, más hermoso... Gracias por compartir!

MYRIAM dijo...

Gracias Eva por compartirlo con tanta sencillez, pero es asi con El Señor tenemos otra dimension que nos hace vivir con un proposito eterno y no mirar tanto las cosas terrenales. Claro que no sabemos como será y a veces podemos imaginarnos, pero como dice Pablo en 1ªCor.13:12 "Ahora vemos por espejo, oscuramente; mas entonces veremos cara a cara..."¡¡¡QUE GRAN DIA SERÁ ESE!!!
BENDICIONES

elim-el oasis de Eva dijo...

Gracias por compartir tus pensamientos Triple, me uno a tu oración final.

elim-el oasis de Eva dijo...

Myriam, esperamos ese día y eso nos hace ver esta "leve tribulación momentánea" (2ª Cor 4:17) de otra forma. Espero que el Señor te siga fortaleciendo en medio de la enfermedad. Un abrazo.

Keila dijo...

Me uno al pensamiento de Triple. Me cuesta trabajo, pues solo cuando estoy en apuros o veo a nuestra sociedad perderse, digo: "Señor, ya ven". Pero quiero cambiar y hacer de esto un pensamiento constante y verdadero. Gracias, Eva.

elim-el oasis de Eva dijo...

Como siempre, gracias Keila por tu aportación y honestidad.

Brisa Nocturna. dijo...

Anhelo la eternidad, no puedo decir otra cosa....

Un abrazo Eva.

elim-el oasis de Eva dijo...

Cada día un paso más cerca...
Un abrazo Brisa